FETS/FACTS

Enric Ansesa

Del 20 de noviembre de 2020 al 7 de febrer de 2021

Bòlit_StNicolau

 
 

Este invierno de 2020 se inauguran una serie de exposiciones dedicadas a los más de cincuenta años de trayectoria de Enric Ansesa (Girona, 1945), quien vuelve a los escenarios expositivos de su ciudad.

 

A inicios de este año se presentaba en Barcelona una primera gran retrospectiva de la obra de Ansesa. Bajo el título de Persistencias, el centro de Can Framis de la Fundación Vila Casas dedicó una excelente visión de conjunto de su singladura artística. La propuesta llega ahora a Girona amplificada y reformulada por el mismo comisario y alma de este proyecto, Antoni Álvarez de Arana, el cual ha conseguido trabar un tándem único y completivo con el artista para explicar, juntos, la obra.

 

Todo el universo de Ansesa se nos muestra desglosado en cuatro exposiciones diferentes y a la vez sumativas que, desde sus inicios hasta hoy, nos sumergen en las divergencias y las constantes de una obra y de una vida evocada de manera sintética en los títulos de cada una de las muestras.

 

Caminos, en el Museo de Arte de Girona, ofrece un resumen del itinerario más íntimo y de la evolución del artista desde los inicios hasta el momento actual. La exposición nos sumerge en un recorrido por su metodología de trabajo, recogida en sus dietarios, por la exploración de la pintura y de la escultura y de la simbiosis entre las dos, por la apropiación del negro y de los formatos, grandes y pequeños, como constante, y por el ir y venir de las temáticas, que alternan la introspección y la mirada crítica al mundo.

 

Persistencias, en la Casa de Cultura, ordena los temas y las iconografías propias del artista, explicadas a través de sus obras de gran formato. Unas obras que hacen evidente la continuidad en su evolución, la constante del negro y la diversidad de sus matices y el rigor del ejercicio práctico del arte.

 

Señales, en el Museo de Historia de Girona, muestra el Ansesa más gerundense. Se descubrirán sus geografías propias -los espacios vividos- pero también las geografías públicas: su participación en la vida cívica y cultural, sus militancias y sus aportaciones en la transformación y modernización de la ciudad.

 

HECHOS/FACTS, en la capilla de San Nicolau del Bòlit, Centro de Arte Contemporáneo. Girona, permite descubrir el último Ansesa, con la presentación de una instalación artística creada justo para este espacio. Una obra penetrante y crítica que nos afronta los hechos más dramáticos de nuestros tiempos y que enfatiza el compromiso social del artista.

 

Reseguir las cuatro muestras permite dibujar todo un itinerario cerca de sesenta años en una lectura poliédrica y completa de su obra, de su compromiso con la sociedad y de la relación con su ciudad.

 
 
 

Enric Ansesa es uno de los referentes del arte catalán contemporáneo. Con una obra que lo sitúa al margen de la mayoría de compañeros de profesión, este gerundense de pura cepa abrazó el negro y la abstracción a mediados de los años setenta y no ha parado hasta convertirlos en señal de identidad de su trabajo. Una trayectoria de más de cinco décadas en el mundo de las artes que la producción en red de los principales espacios expositivos de nuestra ciudad nos ha permitido presentar de manera global.

 

Dentro de este reconocimiento conjunto, el Bòlit Centro de Arte Contemporáneo presenta la última instalación, uno de los terrenos habituales de este creador, entorno a unos HECHOS/FACTS, que al ser presentados de manera conjunta nos formulan una realidad casi distópica. El control cada vez más grande que tienen de nosotros las grandes corporaciones y los gobiernos mediante las nuevas tecnologías, la represión policial como respuesta a los intentos democratizadores de las minorías, o la tragedia de tener que huir de tu casa sin otro horizonte a la vista que la plena incertidumbre, conforman tres de las lacras que nos llegan diariamente a través de nuestros canales de comunicación, y que ni tan sólo una pandemia omnipresente a todos los medios es capaz de escondernos.

 


El artista, como observador incansable que siempre es, a menudo consigue avanzarse a su tiempo, y es con esta perspectiva que Ansesa nos invita a una reflexión serena entorno a lo que puede ocurrir. Un mundo que no está muy lejano, y que parece olvidarse de la visión como una especie, más allá de fronteras y continentes, que necesitamos para conseguir comenzar a cambiar nuestro paradigma.


Antoni Alvarez de Arana, comisario